Tras un asalto a plena luz del día el domingo, le robaron $30.000. Piden más seguridad en el barrio General Paz porque “es zona liberada”.

Humberto “Gringo” Jerez comentó que los delincuentes entraron a su casa “por el fondo. Rompieron un vidrio. Abrieron la reja y pasaron directamente adentro. Fue un revuelo. Sacaron dinero”, indicó a Diario El Ancasti.

“Yo digo que ésta es una zona liberada. Nunca se ve un policía por acá. A media cuadra está (el fiscal federal) Reynoso. Estamos a dos cuadras de la Cuarta. Es una zona liberada. Un policía nunca ves. Hay muchas motos que dan vueltas, tipos que sacan fotos. Todos los días a toda hora”, añadió.

Además, comentó que debió asistir a víctimas de arrebatos en la zona. “Acá tuve que auxiliar a varias personas que les roban los celulares, que les roban las motos, como a un chico de la vuelta que tiene una peluquería. A la hora de la escuela se ven tipos que van y vienen en moto, que les venderán drogas a los chicos, no sé”, puntualizó.

“La suerte es que no había nadie, ya que generalmente estamos dos o tres personas. Mejor, porque imagínese encontrarse con estos tipos ahí. Y eso que fue el domingo a la mañana, a primeras horas, cuando yo tenía una reunión familiar y no estaba aquí”, aclaró.

En este contexto, se mostró indeciso en su afán de realizar la denuncia. “No sé si hacerla, porque me van a tener yendo y viniendo y no va a haber solución. Por ejemplo, de la comisaría nunca nos llamaron, pero veo que en otros barrios siempre es lo mismo, que no tienen nafta, que no tienen vehículos, que no tienen personal”, enfatizó.

“El reclamo puntual sería el pedido de cámaras de seguridad o más presencia policial para que esta desgracia la podamos canalizar por lo menos para una mejora para los vecinos”, comentó el hijo de Jerez.