Ocurrió este mediodía en una casa ubicada en pasaje Madueño, entre General Navarro y Lavalle. Afortunadamente no hubo personas heridas.

Las fuertes ráfagas de viento provocaron el desprendimiento de parte del techo de chapa de la vivienda, además de dañar el tendido eléctrico dejando sin luz a la zona durante algunas horas.

Las chapas de grandes proporciones, ocasionaron daños en algunos automóviles que estaban estacionados en la zona.