Hoy se produjo un extraordinario fenómeno astronómico que consistió en una Superluna azul de sangre, que no se produce desde 1866.

El evento se vio desde el oeste de América del Norte, a través del Pacífico hasta el este de Asia.

Por un lado, la Luna se encuentra en el punto más cercano en su órbita alrededor de la Tierra, por lo que se trata de una Superluna.

Además, será la segunda Luna llena en el mes de enero y cuando esto pasa se llama “Luna azul”.

Como si fuera poco, a esta conjunción astronómica se suma que el 31 la Tierra, el Sol y la Luna se alinean y dan lugar a un eclipse lunar total que podrá ser visible en América del Norte antes del amanecer.

La próxima vez que coincidan los tres fenómenos será en 19 años, el 31 de enero de 2037.