Comparte!

Al menos 42 personas murieron y alrededor de 280 resultaron heridas este domingo tras una serie de explosiones en al menos tres hoteles de lujo y dos iglesias en Sri Lanka, donde numerosos fieles celebraban el día de Domingo de Resurrección.

Todas las explosiones ocurrieron hacia las 8.45 horas, en al menos tres hoteles de lujo en Colombo y también en un iglesia de la capital y otra en Katana, en el oeste del país a unos 50 kilómetros al norte, informó a Efe el portavoz de la Policía de Sri Lanka, Ruwan Gunasekara.

Fuentes hospitalarias aseguraron a Efe que sólo en el Hospital Nacional de Colombo habían recibido 25 cuerpos sin vida y 280 heridos.

Imágenes difundidas por los medios locales muestran la magnitud de la explosión en al menos una de las iglesias, con el techo del templo semidestruido, escombros y cuerpos esparcidos mientras la gente trata de socorrerlos.

Los fieles celebraban el Domingo de Resurrección, el día más importante dentro de los ritos de la Semana Santa.

Los ataques contra minorías religiosas en la isla se han venido repitiendo en el pasado, los últimos de relevancia en 2018, cuando el Gobierno tuvo que declarar el estado de emergencia después de se produjeran enfrentamientos entre musulmanes y cingaleses budistas con dos muertos y decenas de detenidos.

En Sri Lanka la población cristiana representa el 7%, mientras que los budistas son cerca del 70%, los hinduistas son el 15 % y los musulmanes el 11 %.