Catamarca cuenta con un patrimonio único a nivel país: la Fábrica de Alfombras de Catamarca, de gestión estatal, que elabora de forma artesanal y desde hace casi 70 años alfombras con la técnica de nudos realizados a mano en telar vertical.

El Ministerio de Cultura y Turismo se fijó como objetivo poner en valor y optimizar la calidad de todo el proceso y apostar al diseño para lograr que las alfombras catamarqueñas, además de elementos decorativos de altísima calidad, sean valoradas como lo que son: verdaderas obras de arte textil.

Con este objetivo, este viernes 20 de agosto, el ministro Roberto Brunello firmó un convenio de colaboración con la Fundación Investigación en Diseño Argentino (IDA), en la persona de su presidente, Wustavo Quiroga, para trabajar junto a esta prestigiosa institución en el registro y sistematización de los diseños y procesos que integran la cadena de producción de las alfombras, así como la recuperación de la historia de la fábrica y en su puesta en valor estratégica con miras a la inserción en los mercados del arte.

El acompañamiento y trabajo conjunto apuesta también a acompañar el salto cualitativo de la Fábrica de Alfombras para reposicionarla por su valor patrimonial y artístico.

“La Fábrica tiene uno de los acervos a nivel gráfico y de diseños textiles más importantes a nivel mundial, no existe otro caso de una empresa ni institución pública, porque este caso es un mix entre ambas, que sistematice de tal forma la artesanía, que tenga la herencia de los diseños de tantas décadas, por donde han pasado muchos estilos de diseñadores y artistas importantes y que no se haya ido perdiendo en el tiempo. Por eso es importante sistematizar y registrar ese material” destacó Quiroga, quien estuvo una semana a pleno trabajando en la Fábrica, junto a Constanza Martínez, historiadora de Arte Textil y coordinadora del Área de Diseño Textil de Fundación IDA.

Quiroga remarcó que, contando con la decisión política y el redireccionamiento adecuado, la Fábrica de Alfombras de Catamarca -que actualmente funciona en el Predio Ferial- tiene todo el potencial para aprovechar su historia y tradición y convertirse en vanguardia cultural.

“No hay en Europa una fábrica que tenga materias primas de alta calidad y procesos artesanales como los que ustedes tienen. No existen en otro lado cadenas de producción con personas expertas en hacer alfombras, esto es único, y lo que se perdió, que son los buenos diseños, hay que reincorporarlos para reposicionar a la Fábrica. Estas alfombras se merecen estar no en las mismas ferias donde van todos, sino en los mejores museos del mundo, porque son verdaderas obras de arte textil. Ese es el cambio de paradigma que hay que lograr”, destacó el especialista en diseño.

“Esa es la idea, quiero darle a la Fábrica el toque de calidad, realzar la importancia que ya tiene y lograr optimizar su comercialización, porque sabemos que hay mercado”, destacó el ministro de Cultura y Turismo, Roberto Brunello

Por su parte, Armando Corpacci, director provincial de Artesanías y Fábrica de Alfombras contó que el trabajo junto a la Fundación IDA contempla al menos tres etapas: la primera que ya inició consiste en la clasificación y catalogación de más de 2.000 diseños de alfombras que custodia la Fábrica, pero que hay que preservar y poner a resguardo para evitar su deterioro.

Una segunda etapa contempla la capacitación al personal de la Fábrica y una consultoría estratégica para ajustar el perfil de producción y comercialización, buscando dar un salto en la calidad; y una tercera etapa que cerraría la puesta en valor con una estrategia de reposicionamiento y visibilidad de la Fábrica como ícono del patrimonio artístico textil de Catamarca. En ese sentido, se realizará la producción de un libro y un documental que cuente la historia de la Fábrica a partir de sus trabajadores y también sumando la mirada experta del diseño y el patrimonio textil.

Un punto importante del acuerdo es que la Fundación integrará a su colección nacional de diseño un muestrario de elementos patrimoniales de la fábrica que permitirá su difusión a nivel nacional e internacional.

“Queremos que esto marque un antes y un después para la Fábrica de Alfombras. Y en ese reposicionamiento, entender que no vendemos solo alfombras y tapices, producimos y vendemos patrimonio. Una parte de la identidad de Catamarca se va en cada alfombra que alguien compra”, destaca Corpacci.

Tras la firma del convenio, la diputada nacional Silvana Ginocchio se sumó a una recorrida por la Fábrica de Alfombras y se interiorizó junto a los referentes del Ministerio y de la Fundación IDA del trabajo que ya comenzó para poner en valor a este ícono cultural catamarqueño.

Ginocchio impulsa en el Congreso de la Nación dos iniciativas que apuestan a destacar el valor de la Fábrica de Alfombras. Una, que ya tiene media sanción en Diputados, y que declara a Catamarca como Capital Nacional de Alfombras y Tapices de Nudos Tejidos a Mano; y otra que promueve junto a los legisladores nacionales Lucía Corpacci y Dante López Rodriguez, que busca declarar “patrimonio cultural inmaterial de la Nación a la técnica artesanal de tejido de alfombras y tapices por anudado manual en telar vertical que se realiza en la Fábrica de Alfombras de Catamarca”.