Comparte!
Las actividades se desarrollarán de 9 a 15 horas y hasta agotar stock.
El mercado itinerante tiene por objetivo permitir el desarrollo de pequeños productores y beneficiar a los consumidores.
Vuelve el “Mercado Social” a la plaza de las Mil Viviendas. Las actividades se realizarán a partir de las 9 de la mañana de hoy y permanecerán hasta las 15 horas o hasta agotar stock.
La iniciativa, llevada adelante por el Ministerio de Desarrollo Social, que fue lanzada en octubre del año pasado, tiene la modalidad de ser itinerante y ya visitó diferentes plazas de la ciudad y el interior provincial. Se generó con el objeto de mitigar la dura situación económica, permitiendo el desarrollo de pequeños productores que pueden adquirir productos de primera calidad de la mano directa del productor.
El Mercado Social ofrece alimentos como verduras, carne, pescado, huevos, fiambres y lácteos, entre otros.
En la puesta en marcha de esta, hubo la participación de la Subsecretaría de Inclusión y Desarrollo y el Ministerio de Producción y Desarrollo.
La idea es que aquellos emprendedores, que se dedican a la obtención de bienes primarios fundamentales para una dieta sana y equilibrada, estén participando de él. También, estarán presentes empresas catamarqueñas –como Cotalí-, apostando, no solo por su propio desarrollo económico, sino también contribuyendo a la consolidación de la economía social.
Paralelamente a la venta de productos, los técnicos de la cartera social dialogarán con los vecinos sobre la manera de generar prácticas de consumo responsable y la importancia de apoyar a los emprendedores.
Una de las ventajas es que, además de buenos precios, se posibilitará el encuentro entre el productor y el consumidor, de manera que este pueda conocer de dónde vienen y cómo fueron elaborados los productos.
Asimismo, se busca generar redes solidarias de producción, circulación y consumo de alimentos sanos, que logren mantenerse más allá de la presente coyuntura económica y social del país. También que, eventualmente, los vecinos que se encuentren excluidos del mercado laboral formal se animen a iniciar sus propios emprendimientos.