El hecho ocurrió ayer a las 14:10, cuando efectivos del Grupo de Infantería de Zona Norte G.I.Z.N que se desplazaban hacia la Liga Chacarera de Fútbol, fueron requeridos en calle Tomas de Vergara del barrio Elías Díaz frente a la Escuela del Bañado, dónde se encontraba un menor de edad sin signos vitales.

Al llegar al lugar, los uniformados se entrevistaron con una joven mujer de apellido Márquez de 24 años, quien desesperada tenía entre sus brazos a su hijo recién nacido sin signos vitales, y entre llantos les manifestó que el pequeño se habría bronco aspirado con la leche materna por lo que habría dejado de respirar.

De inmediato, el Sargento de Policía Matías Prelis, en un rápido accionar, tomó al recién nacido con sus manos y procedió a realizarle las maniobras de PRIMEROS AUXILIOS, para el caso de los bebés maniobra de Heimlich, logrando de esa forma reanimar y estabilizar al bebe.
Finalmente, se hizo presente la ambulancia del Same quienes trasladaron al menor al Hospital de Niño para una mejor atención.