Comparte!
Tomará estado parlamentario en la Cámara de Diputados, que preside Fernando Jalil, la Ley de  Agua. La iniciativa parlamentaria fue presentada por el diputado Armando López Rodríguez.
En la fundamentación del proyecto el legislador resalta que la Legislación de Aguas de la Provincia de Catamarca, Ley Nº2.577, sancionada en el año 1973,  “debido al tiempo transcurrido desde su sanción evidencia desactualización en razón de las profundas transformaciones socioeconómicas y ambientales producidas en las últimas décadas, lo que se ve traducido en un aumento exponencial de la demanda de agua, en orden a las nuevas tecnologías y al crecimiento poblacional”.
“Otro aspecto relevante es la geografía del territorio provincial, territorio árido y semi árido, surcada por cordones montañosos, que se ubican en sentido Norte-Sur y constituyen una barrera para el paso de los vientos húmedos provenientes del Este.
Ello provoca la disminución de las precipitaciones en sentido Este-Oeste. Los vientos húmedos del Pacífico son interceptados por la Cordillera de Los Andes y debido a ello no existen cursos de agua caudalosos, condicionando así sus disponibilidades hídricas, las que son cada vez más escasas con relación a las demandas provenientes de los usos poblacionales, industriales, agrícolas, sumado a las cuantiosas pérdidas y aprovechamiento de este vital elemento”, agrega..
“Una planificación Integral del uso del agua, que en la situación de escasez propia de la Provincia, donde los distintos usos compiten por un recurso tan escaso, adquiere especial importancia. Teniendo en cuenta que el agua es un recurso escaso y vital para el desarrollo provincial, evaluar los impactos ambientales de su utilización, por el volumen creciente extraído y el mayor riesgo de deterioro que ello trae aparejado y la conveniencia de considerar al recurso superficial y subterráneo en forma integral”, sostiene López Rodríguez, .
Para el legislador “resulta imperioso la reformulación y modernización del régimen jurídico vigente como respuesta a los actuales requerimientos, que posibilite una gestión integral, racional y eficiente del recurso hídrico, y que contribuya al desarrollo sustentable de la Provincia”.
Asegura que la “reforma proyectada es total e integral, ofrece un cuerpo analítico y conceptual de normas que respetando los incuestionables aciertos y bondades de la Ley vigente, busca un moderno enfoque propio de esta disciplina, en función de la realidad actual, intentando brindar una herramienta idónea para el progreso y bienestar general de la Provincia.
 Se intenta sistematizar, dar coherencia y comprensión a la variedad de situaciones que son objeto de regulación en el moderno Derecho de Aguas a través  de un Marco Regulatorio amplio y flexible que legisle los aspectos sustantivos  de los aprovechamientos, defensa y protección del Recurso Hídrico, sirviendo de base legal para la gestión efectiva y sustentable del agua.
      Se recomienda  así, que la legislación básica se limite a  poderes y conceptos fundamentales, y que los aspectos secundarios, técnicos y de procedimientos  se aborden en reglamentos y planes de implementación relacionados”, destaca el diputado..