Sucedió en Silvio Pellico, localidad cercana a Villa María, Córdoba. El oficial tenía 37 años y se suicidó tras el femicidio.

Un sargento primero de la Policía cometió un nuevo femicidio en Córdoba. Todo sucedió en la madrugada de este lunes en Silvio Pellico, localidad rural ubicada a unos 40 kilómetros de Villa María.

Según los primeros datos de la investigación, el policía, identificado como Ezequiel Seia, discutió con su pareja Romina Depetris, tomó su arma y disparó varias veces. La mujer murió en el acto y luego el agente se quitó la vida disparándose.

Los cuerpos fueron hallados alrededor de las 3 de la madrugada en el comedor de una vivienda de calle Intendente Néstor Conrero de esa localidad situada campo adentro.

La fiscal de turno, Silvia Maldonado, se hizo presente en el lugar y confirmó que dos menores -uno de seis años, hijo en común de la pareja- presenciaron el horror. “Esta situación fue escuchada por vecinos y uno de los menores se acercó a pedir ayuda”, relató la funcionaria judicial en declaraciones radiales.

No existían denuncias previas ni antecedentes de violencia de género. “Nadie habla de una pareja conflictiva”, adelantó una fuente judicial al diario La Voz.