Debido a las últimas precipitaciones, los ríos aumentaron considerablemente el caudal de agua turbia. Esto ocasionó que se vea afectado el servicio de agua potable en toda la zona.

Por tal motivo, el servicio de distribución de agua potable se verá resentido mientras se espera que se normalice el ingreso de agua limpia desde los ríos y se termine con los trabajos de refacción de las bombas para poder trasladar el líquido de un lugar a otro.

Se recomienda a la población hacer uso racional del agua de reserva disponible en los tanques ya sea para consumo o cocción de alimentos. Se solicita también, restringir actividades como: riego de calles, veredas y jardines, lavado de vehículos u otras actividades que deriven en el derroche del recurso hídrico.