En plena pandemia, y mediante un fuerte operativo policial, se produjo el desalojo de una mujer de casa en San Antonio de la Paz, que compartía durante más de 17 años con su pareja, un efectivo de la policía provincial.

La medida cautelar de Desalojo por “usurpación” fue librada por la jueza de control de Garantías, Corina Pérez, del Juzgado de la Sexta Circunscripción de la Ciudad de Recreo.
Érica Gisele Quinteros comentó angustiada que “por orden de la Jueza de Recreo, me vinieron a desalojar de la Casa donde viví con mi pareja Hernán Robledo, por más de 17 años. Con el cual tengo 2 hijas menores de 11 y 9 años de edad, que vivían conmigo en ese domicilio”.
Y prosiguió “me tiraron las cosas a la calle, todo me sacaron, no tengo donde ir. Ayer recién me enteré que la casa donde vivimos con mi pareja, y al cual ayudé con todo, no es de él, que está a nombre de su hermana Alba Robledo Sánchez, y me sacaron por una orden de desalojo. Ahora donde voy, que hago?”, expresó la mujer.
Quinteros reconoció que “hubo tiempos que estuvimos separados, pero siempre regresábamos. Ahora me tiraron las cosas en la calle. No sé qué hacer, pido que me ayuden, que alguien me asesore. Es terrible lo que estoy pasando. Le tendré que pedir a mi Mamá que me preste el garage para acomodar mis cosas”.
La Señora Érica Gisele Quinteros al final dijo “estamos en Etapa roja en San Antonio de La Paz, y los Policía entraron a mi casa, sin barbijo, sin distanciamiento” dijo entre lágrimas.

Fuente / La Voz de Recreo