Con el árbitro argentino Nestor Pitana como protagonista, anoche el partido por una de las llaves de los 8tvos de final entre Santos y Liga Quito terminó en una gresca descomunal entre los jugadores.

 Por la revancha de los octavos de final, Liga de Quito venció 1-0 a Santos en San Pablo, pero no le alcanzó y quedó eliminado de la Copa Libertadores.

El uruguayo Zunino marcó el único tanto de la noche, pero debido al 2-1 que consiguió Santos en Ecuador, a Liga no le alcanzó para meterse en los cuartos de final del certamen.

La jornada terminó en escándalo por una pelea entre jugadores de ambos equipos, que terminó con tres expulsados y 22 minutos de tiempo adicionado por parte del árbitro del partido, el argentino Néstor Pitana.

El argentino Lucas Villarruel en Liga, que ya había sido reemplazado, y Luiz Felipe en Santos, fueron quienes vieron la roja luego que Pitana revisara todos los incidentes con el VAR. Antes también fue expulsado el uruguayo Rodrigo Aguirre en la visita.

Lo más curioso fue que luego de las expulsiones, el árbitro finalizó el encuentro que derivó en la clasificación de Santos a los cuartos de final de la Copa Libertadores.