Ayer en la ciudad de Buenos Aires, el ministro de Producción de Catamarca, Daniel Zelarayán, y el subsecretario de Industria, Comercio y Servicios, Lisandro Álvarez, se reunieron con directivos de la empresa Tileye y funcionarios del Ministerio de Producción de la Nación.

En la oportunidad, a través de sus representantes, la Provincia propuso a la firma, con el acompañamiento del Gobierno nacional, que dé marcha atrás con los despidos y continúe sus operaciones en Catamarca.

Para que la empresa que produce productos de la marca Eyelit pueda retomar su actividad, garantizando la continuidad de los trabajadores, se armaría un paquete de asistencia en forma conjunta entre los gobiernos nacional y provincial.

En ese sentido, Lisandro Álvarez adelantó que desde el Ministerio de Producción de la Nación habría dos líneas de asistencia. La primera, y más importante, serían aportes no reintegrables para subsidiar las cargas sociales de los empleados. Mientras que la segunda consistiría en un mecanismo vinculado al mínimo no imponible de ganancias, que saldría próximamente por decreto por lo cual aún no se conocen mayores precisiones.

En tanto que desde la cartera productiva de Catamarca pondrían a disposición de la empresa el programa de Recuperación Productiva (REPRO), donde el Estado se hace cargo de una parte del sueldo vigente, y la subvención de transporte de carga industrial, denominado subsidio al flete; ayudas a las que podría sumarse alguna otra medida de asistencia.

“Lo que buscó la Provincia en la reunión, con el acompañamiento del Ministerio de Producción de la Nación, es que la empresa pueda continuar operando, con ayuda de programas tanto nacionales como provinciales para completar el paquete de asistencia”, subrayó el subsecretario de Industria, Comercio y Servicios.

A su vez, el funcionario provincial precisó que el programa de asistencia propuesto a la mencionada empresa se conforma por mecanismos de asistencia del Ministerio de Producción de Catamarca que ya se encontraban vigentes, más estas nuevas líneas de ayuda que serían puestas a disposición desde el Gobierno nacional.

De esta manera, tanto la Nación como la Provincia ponen a disposición todas las herramientas con que cuentan para sostener las fuentes laborales.

Provincia, Nación y Tileye retomarán mañana el diálogo en una nueva reunión en el Ministerio de Producción de la Nación, donde se espera que continúen las conversaciones y los equipos técnicos de la firma analicen la viabilidad de la propuesta y la posibilidad de revertir la decisión de cerrar la planta en Catamarca.

Además de los funcionarios del Ministerio de Producción provincial, también participaron del encuentro que tuvo lugar ayer Fernando Premoli, secretario de Integración Productiva, y Guillermo Acosta, de Modernización Productiva del Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación, y Gerardo Mosiulsky, gerente de Tileye, y Mónica Verdineli.