La criatura tenía 18 meses y fue atendida en un hospital cordobés donde falleció esta mañana por un paro cardiorrespiratorio.

Tras ser picada, la nena fue atendida en el Hospital Municipal de la localidad de Monte de Maíz, pero al complicarse su cuadro de salud fue derivada al Hospital Ceballos de Bell Ville, primero, y al Hospital de Niños de Córdoba Capital, después.

Lamentablemente falleció en la mañana de hoy conmocionando a familiares y vecinos de la localidad del suroeste cordobés donde vivía la pequeña.