Novak Djokovic, número uno del ranking mundial de la ATP, admitió “errores humanos” en su declaración para ingresar a Australia, motivo por el cual las autoridades del país oceánico intentan certificar hasta qué punto pueden resultar esas fallas un argumento para deportarlo.

Sobre la divergencia en su formulario de entrada al país, el serbio lo atribuyó a un descuido de su equipo: “Mi agente se disculpa por el fallo administrativo que cometió. Fue un error humano en ningún caso deliberado. Vivimos tiempos difíciles, en medio de una pandemia de alcance global, y estos errores pueden darse ocasionalmente”.

Por otra parte, los inconvenientes para Djokovic se magnificaron, luego de que se comprobó que “ofreció una entrevista al medio francés L’Equipe estando contagiado de Covid -19”, consignó BBC Sports.

Djokovic aseguró en un mensaje en la red social Instagram que cometió un “error” al brindar el reportaje tras conocer su positivo por coronavirus: “Me sentí obligado a acudir a la entrevista con L’Equipe para no decepcionar al periodista, pero mantuve distancia social y mascarilla todo el tiempo, excepto durante las fotografías. Al regresar a casa me aislé y reflexioné. Cometí un error de juicio y admito que tuve que posponer la cita”, dijo.

Fuente: Minuto1